lunes, 1 de septiembre de 2008

El niño de la foto

El niño de la foto es mi hijo. Ahí lo hemos cogido en el principio de lo que en seguida llegó a ser un glorioso corte de mangas. A nadie se lo da, no se lo tomeis a mal, ni a él ni a mí. Supongo que, siendo tan feliz como es, el corte de mangas se lo da, por anticipado, al futuro. Francisco Umbral tiene escrito que un niño es la memoria de lo que fuimos y no recordamos. Yo no lo sé, son palabras hermosas, pero no lo sé.
Lo que sí con toda seguridad es que, con su llegada a mi vida, he olvidado toda la suciedad del mundo. Cuando lo miro, gracias a su mirada, siempre recuerdo que su presencia lo justifica todo.